Estimulantes y calorías del té

Té ecológico a granel Tétique

La oxidación de las hojas de té originan la presencia de otros antioxidantes positivos, como son las teaflavinas y terubiginas, o lo que es lo mismo, son los polifenoles poliméricos que se forman cuando la oxidación cambia las enzimas presentes en las hojas de té.  

Los Aminoácidos del té

El té contiene un extraordinario estimulante que es la L-teanina, un aminoácido que solamente aparece en las hojas de Camellia sinensis, la cual proporciona al cuerpo un leve estado de alerta. El efecto de L-teanina aumenta la actividad de las ondas alfas en el cerebro y está presente sobre todo en el té blanco y el té verde.

Estimulantes del Té: teína y teobromina

La cafeína aparece en cantidades mucho más inferiores que la teína y teobromina en el té, pero estas aportan a los bebedores de té una energía para el cuerpo y la mente muy interesante.

La cantidad de cafeína es la mitad de hasta un tercio de café. A pesar de que la cantidad de estimulantes en el té es más alto por kilo que del café, los estimulantes son siempre menos por cada taza de té que en el café, porque de 1 kilo de té se pueden hacer muchas más tazas. Por ejemplo, 1 kilo de té por lo general produce 400 tazas y de 1 kilo de café se puede hacer sólo 80 tazas.

Cómo la teína y teobromina nos afectan a cada organismo, siempre es una experiencia genérica que tiene que ver con nuestra propia química corporal individual. No todas las personas asimilan igual una o varias tazas de café o de té.

 Té y sus calorías

En realidad el Té no tiene calorías, pero la situación cambia cuando se añaden edulcorantes o leche. La bebida puede entonces tener entre 20 y 60 calorías, que sigue siendo una cantidad modesta, pero muchos tés tienen un sabor dulce natural, que puede ser muy satisfactorio y razón suficiente para no añadir edulcorantes de ningún tipo.

Los tés sin teína, tés embotellados de concentrados, tés de fannings y polvo, tienen considerablemente menos cualidades antioxidantes. Y los tés embotellados de hojas, tienen cantidades similares de antioxidantes a los tés recién hechos de hojas.

El té por sí solo no puede luchar contra la enfermedad o mejorar la salud, ya que el té ecológico debe complementarse con un estilo de vida que incorpore el ejercicio regular, dormir lo suficiente, una dieta con antioxidantes, vegetales ricos en fibra y vitaminas, frutas, proteínas de alta calidad, y pequeñas cantidades de grasas y azúcares.

¿Está interesado en nuestros productos? Visite nuestra tienda online: